..


2012/01/30

Leyendas urbanas en el emocionante mundo de la política

En este más que impecable artículo gallinístico, destripamos y desmentimos los mitos y leyendas urbanas más conocidos de la política vasca.

Sabido es por todos, que las leyendas urbanas son aquellas historias que se prestan a ser creídas por su estramboticidad y por las ganas que tiene el populacho de creerse ciertas milongas. Ni hay cocodrilos en las cloacas de Vitoria-Gasteiz, ni el Yeti corretea por Urbasa, ni hay pirañas caníbales en la ría de Bilbao (son mubles, pero ojo), ni jeringuillas con cáncer de sida enterradas boca arriba en la playa de la Concha en Donostia, ni se liberará jamás el peaje de la A8. Todas estas leyendas urbanas clásicas tienen en común que son mentira, pero la población vasca ya está bastante inmunizada.

En cambio, con las leyendas urbanas de la política no ocurre lo mismo. Este país, en el que cada individuo es un politólogo profesional en potencia, la complicada situación política hace que se creen leyendas urbanas politiclastas muy variadas, y estas en un corto lapso de tiempo han arraigado de una forma terrible. El populacho consumidor las cree, haciendo flaco favor a esta clase descastada que son los políticos, que tanto bien nos hacen y tan necesarios son para que las cosas funcionen tan perfectamente (la crisis es producto del poder financiero y aun así sus causas nunca será entendida        por ti).


Por eso, desde la Oficina del Aparteko de la Gallina Vasca,  hacemos un análisis exhaustivo de estas leyendas urbanas y las desmontamos una a una. No se libra ningún político destacado y creemos que no se lo merecen. Ellos tiene su derecho a una imagen pública impoluta (por eso nunca dimiten) y nosotras tenemos el deber de romper una lanza por ellos.
 
A continuación la correlación de los mitos más comunes:


• “El Lehendakari PatxiLo es ingeniero”. 
Desde que le nombraron Lehendakari, porque era el mejor, no le han perdonado. En plena campaña empezó a correr el rumor de que había cursado estudios de ingeniería, pero no era cierto. Lejos de la intención de hacer parecer que el hombre tiene cultura y estudios, la verdadera intención de esa leyenda era la de romper con su imagen de chico majo, inocentón, de hombre de partido de herencia familiar, etc. Por supuesto es una leyenda falsa.  




 • “Xabier Arzalluz ha  votado a Amaiur”. 
Reciente leyenda urbana que mete el dedo en la llaga ante las turbias relaciones del anterior burukide jeltzale y la actual Euzko Buru Batzar del PNV. También tuvieron que ver el cántico del “eusko gudariak” con paraguas incluido, el que no apareciese en campaña apoyando a Erkoreka y la buena relación de amistad que tiene actualmente con Arnaldo Otegi. Nunca lo sabremos, pero dudamos que sea cierta la leyenda; jamás le votaría a EA. Si Sortu concurriese en solitario ya sería otra cosa.  

• “Joseba Permach no ha sonreído nunca”. 
El chaval es serio, sí, ya lo sabemos, pero porque la política en este país del patxaran es también igual de seria (solamente Basagoiti tiene el sentido del humor híper desarrollado). Es difícil verle sonreír, aun así hay pruebas de que no tiene atrofiada la capacidad de gesticular y transmitir alegría con las facciones de su rostro. Se le ha visto sonreir en horas de asueto, con un katxi de kalimotxo en la mano, en las fiestas de Ereñozu. También ve a los Morancos en la tele, pero lejos de hacerle sonreir, probablemente es ese el motivo de su seriedad.

• “Oyarzabal (PP) cree en la ensoñación nacionalista y enfermiza de Euskal Herria”. 
Otra leyenda más, originada recientemente, tras saber los resultados electorales del 20N. Al ver un resultado bastante pachucho de los populares en la CAV, se le ocurrió decir que (juntando los parlamentarios de UPPN en Navarra) que ellos son los que más votos han sacado en “Euskal Herria” (sic.). Aunque es cierto lo que dijo, sabemos que lo dijo de broma, y que lo más seguro es que ese día no se tomo la medicina por los nervios electorales. No es tan fácil volverse berzale (come-berzas), y requiere muchos años de adoctrinamiento en ikastolas y euskaltegis. Por supuesto que esta leyenda urbana es falsa.  

• “El hijo listo se queda con la empresa de aita y el hijo tonto se mete a política”. 
Clásico mito que tiene la clase media-baja y baja-entera, sobre la gente más acaudalada y preparada que dirigen el país (cualquiera no vale para gobernar democráticamente un país o una empresa). La constatación de que esto es un mito son los ejemplos claros de políticos de bien que han acabado heredando la empresa al final de su carrera política, tales como José Antonio Ardanza, Eduardo Zaplana, Josu Jon Imaz, Loly de Juan, etc.

• “Rajoy es gay” 
Aunque nuestro nuevo presidente de España no es vasco, hemos creído conveniente incluirle en la lista por la gravedad de esta leyenda urbana. La leyenda dice que aun no ha salido del armario, y se hacen chistes con su nombre que rima con “ano”. Sin tener en cuenta la intencionalidad homófona de ponerle el apelativo gay como si fuese algo malo, se da la circunstancia de que su partido aboga por eliminar el matrimonio gay (aunque en realidad no se atreverán a hacerlo).Tuvo que salir en la foto electoral de la victoria del 20N dando un beso a su esposa para demostrar que defiende la familia traicional y que no corretea por la acera de enfrente. Es muy probable que esta leyenda sea también falsa.


(Publicado en La Gallina Vasca nº57 de papel el 03/12/2012)

0 Iruzkin:

Publicar un comentario